Eficiencia: Sistema de control de Horas Extras

El licenciado Jonathan Perrotta, director del área de Gobierno Abierto, sigue al frente de los cambios que se fueron efectuando desde el área de la que es referente y que hoy muestran una faceta más moderna y ágil del Municipio.

"Antes, el tema de las horas extra era una planilla firmada, que el empleado le entregaba a su jefe para su aprobación", explicó Perrotta, "El periplo incluía un paso por la Secretaría de Hacienda, donde se congregaban todos los cientos de formularios iguales destinados a detallar horas extra. Luego de que el secretario los firmara, continuaban su camino para ser liquidados. Hoy el mecanismo está digitalizado, es más ágil y claro".

“Más allá del tema del papel, que era bastante ineficiente, también había una cuestión de no premeditación o no planificación de las horas extra. El secretario de Hacienda no sabía de un mes para el otro cuántas horas extra iba a consumir; entonces, eso entorpecía la planificación administrativa y presupuestaria porque vos tenés cierto dinero disponible para pagar los sueldos del mes próximo pero no sabés cuánto te va a venir de horas extra. Lo que se hizo fue invertir el proceso, que al secretario de Hacienda no le llegue una orden que diga ‘tenés que pagar tanto de horas extras’, sino que, en principio, al jefe de gabinete, hoy en día, le llegue una solicitud donde tenga que autorizar para que el mes próximo se puedan llegar a gastar tantas horas extra. Una vez que implementamos esta inversión en la cadena de secuencia, lo que hicimos fue informatizarlo. El sistema que creamos para todo lo que es la gestión de horas extra lo hicimos nosotros, en el Departamento de Sistemas de Gobierno Abierto, y lo que se logró fue erradicar por completo el papel. Este reloj trabaja en sincronización con los relojes de fichada. Hoy en día los municipales pueden fichar la entrada y salida del Municipio desde su celular. Son cuestiones que fuimos agregando para tener todo organizado y en un sistema”, expresó con todo detalle el Licenciado Perrotta.

La Dirección de Gobierno Abierto ya superó la etapa de la resistencia ante lo nuevo por parte no sólo del personal sino también de la opinión pública. El Tribunal de Cuentas ya acepta la firma digital, lo que no deja de ser una ventaja. Y para los primeros meses del año próximo se prevé que las evaluaciones de desempeño van a dejar de estar contenidas en un soporte papel para ser digitalizadas."Ahora los cambios son entendidos y no tomados como una piedra en el zapato"

El resultado es una optimización en el gasto de horas extra, lo que en la práctica significa un ahorro del orden del 25%. Perrota destaca que "hay un sistema donde a partir de una solicitud de horas el requerimiento es aprobado luego de analizar el objetivo puntual que conlleva su realización". Esto genera compromiso y permite comprobar la veracidad del trabajo realizado.

Perrotta detalló varios emprendimientos que se fueron iniciando desde el área y las ventajas para el Municipio y, por ende, para el vecino: “Recuerdo que cuando llegamos al Municipio todos los reclamos estaban escritos en un cuaderno. Es imposible sacar una estadística de ahí: cómo categorizas, cómo clasificas esos reclamos que tenés ahí; es imposible o lleva mucho tiempo. Como gobierno, ya a partir de diciembre de 2015 tomamos la fuerte decisión para tratar de tener estadísticas y poder compararnos con nosotros mismos. Lo primero fue el sistema de reclamos. Sostenidamente venimos bajando, optimizando, el consumo de las horas extra y al mismo tiempo se viene bajando la cantidad de reclamos que el Municipio recibe y se viene reduciendo mucho el tiempo en el cual se reacciona a esos reclamos. A su vez, hoy sabés casi en vivo cuántos turnos médicos se solicitan al hospital porque implementamos el sistema de turnos médicos: llamando al 147, opción 2, pedís turno para que te atiendan en cualquier centro de atención. Antes, la gente tenía que ir a las 5 de la mañana, hacer una fila, para que le den un cartoncito. Es inhumano. Y todo eso mediante la implementación de sistemas se va haciendo cada día más ágil”, resumió para concluir el Licenciado Jonathan Perrota.