Ley de Electrodependientes: Luz para ellos

La Ley de Electrodependientes ya beneficia a muchos pinamarenses que lograron acceder, mediante la coordinación del área de Discapacidad, a los alcances legales de esta normativa tan importante para muchos vecinos. Una ley que, evidentemente, llegó para mejorarle la vida a muchas personas que irán ingresando al registro de electrodependientes de la Provincia de Buenos Aires.

Es el caso de Carlos Cejas, un vecino de Ostende de 67 años que fue durante muchísimos años inspector en del Servicio de Transporte Público Montemar y hoy es jubilado. Carlos tiene un caso de Diabetes 2 y es insulinodependiente: "Me pasó por no haberme cuidado, por haber trabajo tantos años en los colectivos fue que dejé de cuidarme como correspondía. Hace más de 15 años vivo acá y  gracias a los médicos puedo estar vivo aun pero ahora soy electrodependiente", cuenta Carlos, "Y por eso esta ley es tan importante para personas como yo, en Pinamar somos muchos como yo".

Natalia Rodríguez, coordinadora de Discapacidad, detalló: "A partir de la implementación de la Ley empezamos a trabajar en convocar a las personas que necesitan nuestra colaboración, nuestra guía para poder lograr este beneficio. Esta ley le va a cambiar la vida a un montón de gente, gente que depende de la energia para tener conectado un respirador, una bomba infusora, los insulinodependientes, transplantados. Es genial poder ser parte de esta movida para acompañar a mucha gente en su lucha diaria". 

Lo aprobado por el Parlamento y promulgado por el Gobierno dispone que "la empresa distribuidora entregará al titular del servicio o uno de sus convivientes que se encuentre registrado como electrodependiente por cuestiones de salud, previa solicitud, un grupo electrógeno o el equipamiento adecuado, sin cargo incluyendo los costos de funcionamiento asociados, capaz de brindar la energía eléctrica necesaria para satisfacer sus necesidades".

Comunicate con la Coordinación de Discapacidad: 2254 491624.