Seguridad: Se unifican Policía Comunal y Local

El ministro de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires, Cristian Ritondo, y el intendente de Pinamar, Martín Yeza, firmaron ayer un acuerdo para unificar la Policía Comunal y la Local de Pinamar. Además, estuvieron presentes el jefe de Gabinete pinamarenses, Federico Panzieri y los funcionarios del gabinete de seguridad provincial, Vicente Ventura Barreiro (Subsecretario de Planificación, Gestión y Evaluación), Ignacio Greco (Subsecretario Legal, Técnico y Administrativo); y Matias Ranzini (Subsecretario de Relaciones Institucionales).

“Pinamar es el municipio número 12 que se suma a la unificación de las dos fuerzas y en la unidad de criterios que lleva a fortalecer el sistema de seguridad pública. No importa demasiado el color del uniforme, lo que importa es la seriedad y profesionalismo con el que se encara el trabajo”, explicó Ritondo.

El titular de la Seguridad provincial señaló que “está entre nuestras tareas seguir trabajando codo a codo con los jefes comunales para perfeccionar la seguridad y que no haya burocracia cuando una persona necesite la ayuda de un policía, ya sea por un delito, un accidente o cualquier otra circunstancia”.

Por su parte, el intendente Martín Yeza enfatizó que “estos avances los hacemos con la intención de tener unas fuerzas de seguridad cada vez más profesionalizadas” y agregó que “este convenio trae a la luz un norte que pusieron la gobernadora Vidal y el ministro Ritondo, que tiene que ver con optimizar los recursos, un camino que empezamos a transitar en Pinamar desde que asumimos la intendencia”.

Este acuerdo establece que, además de los efectivos, se incorporen a la Policía Comunal los recursos materiales que estaban afectados a la Policía Local del distrito.

La unión de la Policía Comunal con la Local ya está establecida en otros Municipios como Ayacucho, Balcarce, Baradero, Bragado, Brandsen, Coronel Suárez, Las Flores, Lobos, Maipú, Rojas y Tres Arroyos. La gobernadora María Eugenia Vidal tiene el objetivo de que en los distritos de menos de 70.000 habitantes (son 29) se fusionen ambas fuerzas, mientras que en las ciudades del Conurbano más populosas dejarán de sumar agentes.